El retorno de los Reyes

 Eloi de Miguel,

El último suspiro de la Supeliga Orange de Clash Royale fue un aviso para navegantes. En medio de un oleaje respetuoso, de un mar benevolente, prorrumpió una figura que descompuso esa tensa calma. Con la misma fuerza de atracción que el Sol y la Luna ejercen sobre la Tierra para levantar la marea, Dilaw​ acaparó toda la atención de los presentes en la jornada. Como un imán. Sin palabrerías, sin prédicas ni oráculos, tan solo con sus actos, fue capaz de recordar a aquellos más olvidadizos que esta es la Superliga de las sorpresas.

Fue una tarde de gloria para el equipo italiano, recién llegado a la competición y aún más pendiente de trámites y burocracias varias que de las cartas. Pero en esa tarde fueron capaces de olvidarse un poco de Arqueras y Troncos para dar paso a un naipe inesperado en la arena: el ‘As’. Recorrió la manga azul y negra de la camiseta de Dilaw y salió agarrada por un pulso firme que no se quebró ante nada ni nadie. Y en medio de la acción, con la audiencia desgañitándose, se cortó el capítulo. A esperar dos semanas.

Se han hecho largas, tediosas, con las ansias planeando y reclamando los cauces que van a abrirse tras esa primera sorpresa. A partir de ahora, quizá, los pronósticos serán más respetuosos con Team QLASH, pero ese incremento de la confianza no acota el potencial de los rivales. Este domingo, en el penúltimo encuentro (20:20h) de la tercera fecha, deberán aguantarle la mirada a toda una cohorte armada. Nunca mejor dicho. También insuflados de moral tras vencer a x6tence, ASUS ROG Army tratará de mantener el rumbo correcto de su barco y de añadir otra página de celebración a su cuaderno de bitácora. Este duelo será el último de terna de choques que se librarán en el eje de la clasificación y que servirán para romper el equilibrio que ahora impera.

Este trío de duelos cruciales, a los que concurrirán con una mochila cargada de condiciones idénticas, lo inaugurarán Cream eSports y Vodafone Giants (17:50h). Para los ‘gigantes’ es su primera oportunidad para la redención, y ateniendo a las expectativas generadas, podría ser también la última. Al menos si quieren mantener intacta su posición de claro favorito y aspirante al cetro. Cream, al contrario, acude al partido desde un corriente muy distinto. Su victoria contra MAD Lions E.C. supuso 3 puntos y una dosis de alivio. También de ánimo después de que los primeros puntos del campeonato se les escurrieran de los dedos. En todo caso es un margen relevante teniendo en cuenta que vencer a Giants no es una consigna sencilla. Bien lo sabe Mercurialdo, quien el curso pasado vio como cantaban el alirón en frente de su presencia. Pero eso es pretérito, y como todo tiene una parte positiva, en esta ocasión podrá apelar a la máxima de que de todo se aprende.

Parece que en esta jornada los entrenadores andan obcecados en hurtar el protagonismo, porque en el encuentro entre Arctic Gaming y PENGUINS (18:40h) también se entablará una conversación entre viejos conocidos. El actual entrenador de los pingüinos, RCarras, se medirá con su anterior equipo. Qué momento tan delicado para poner a prueba la consistencia de sus pupilos, que hasta el momento se han mostrado más irregulares que cualquier otro adjetivo. No solo delicado por una cuestión de “morriña”, sino también por lo relativo a lo meramente deportivo. Arctic, en contraposición a su rival, casi antónimos, se ha mostrado como un bloque sólido, sin demasiadas brechas por las que infligirle molestias.

En estos tres lances, cabe la posibilidad de que incluso al templado Arquero Mágico se le desvíe una flecha, aunque sea por milímetros. Los nervios estarán a flor de piel. Sin embargo, cuando GA Esports y MAD Lions acudan a su cita (19:30h), podría incluso ocurrir que el Fantasma Real pierda de sopetón su invisibilidad. El voltaje será tan alto que si lo medimos tal vez nos quedamos sin sección. Ambos han empezado con el pie izquierdo su sendero por la liga y necesitan una victoria que revitalice sus opciones. Es cierto que las miras que se fijaron eran distintas -a priori, al menos- pero cuando la premura llega no diferencia objetivos. Aún anda la temporada en ciernes, pero una tercera derrota consecutiva sería un castigo hiriente para cualquiera de los equipos.

Al otro extremo de la tabla, Team Queso y Team Heretics prolongarán su particular “Guerra Fría”, con un ojo clavado en la batalla propia y el otro en la del rival. Aún no se han enfrentado entre ellos, pero las fricciones en la zona noble de la clasificación son lo más parecido a un encuentro. No tendrán rivales precisamente fáciles en esta tercera jornada. El equipo de Juuanjooo​ recibirá a un x6tence herido y con sed de redención. Quintana y su tropa, por su parte, deberán lidiar con todas las dificultades que supone medirse a Movistar Riders. Los ‘aliens’ y los ‘jinetes’ son ya de por sí dos rivales complicados, pero además llegan con el orgullo tocado tras perder en sus respectivos encuentros de la segunda jornada. Así las cosas, esta jornada se presenta como una piedra de toque para los líderes de la liga. Es una oportunidad para afianzarse. O, a lo mejor, para volver a recordar a los olvidadizos que esta es la Superliga Orange de las sorpresas.