Esta liga no tiene dueño

 Eloi de Miguel,

Un golpe certero al inicio, y otro furibundo al final, directos a la anatomía de la clasificación de la liga para dejarla trastabillada y romper su estructura. La reafirmación de la solvencia inesperada de algunos equipos y el hundimiento, igual de inopinado, de otros. Los choques a voltajes inestimables para empezar a crear cismas en el limbo de la tabla.

La tercera jornada de la Superliga Orange de Clash Royale ha sido todas estas cosas y más. Tras el transcurso de las tres primeras fechas, todavía ningún equipo puede jactarse de saberse superior a los demás. Un líder distinto cada semana para una competición obcecada en escapar de cualquier predicción.

Los dos equipos que hasta la fecha ejercían de techo cayeron ante sus respectivos rivales. Team Queso inauguraba otra tarde de domingo para medirse con x6tence, quienes acudían a la cita con la intención de resarcirse de la última derrota. El cielo se encapotó para los ‘aliens’ en las primeras instancias del encuentro, pero consiguieron cambiar el signo del partido gracias a un Kenny que señaló el norte a sus compañeros. Tras vencer a Pou Legion en el segundo set, ganó dos partidas en el ‘Rey de la Arena’ y dejó la rúbrica en bandeja de plata a RaulBorges. Este culminó con una actuación quirúrgica para sentenciar la remontada de su equipo y adjudicarse su primera victoria en la competición.

Este intenso partido abrió la veda a una primera parte de la jornada que se caracterizó por encuentros igualados e intensos que se decidieron en el set decisivo. Vodafone Giants consiguió vencer a Cream eSports sufriendo hasta el último suspiro por culpa de un Staze que vendió muy cara su piel. Aunque los ‘gigantes’ rompieron el hielo en el marcador, tuvieron que esperar hasta la última partida para poder celebrar los tres puntos. Destru fue el único capaz de hacer hincar las rodillas a Staze. Otra vez a Cream se le escapó un encuentro palpitante que llegaron a rozar con la yema de los dedos.

También Arctic Gaming y PENGUINS resolvieron sus diferencias en tres sets. El duelo antártico no se descongeló hasta el último compás del choque, donde irrumpió la figura de Peke. El capitán de los ‘lobos’ no había sido capaz de mostrar todo su potencial en las dos primeras jornadas, pero en esta ocasión, cuando su equipo más le requería, se desató de todo lo que le inhibía. Primero derrotó a Miguelje00, quien también recuperó sensaciones, y luego selló la victoria venciendo a MisterKap y Anto.

Estas tres contiendas, reposadas y sostenidas en el tiempo, encontrarían su contraposición en la terna de partidos que cerraban la jornada, resueltas por la vía rápida. Si Team Queso sucumbió tras el silbido inicial, Team Heretics hizo lo propio antes del silbido final. Los ‘herejes’ se enfrentaban a Movistar Riders en el epílogo de la fecha, y no fueron capaces de replicar las dinámicas que habían mostrado en sus dos primeras apariciones. Se toparon esta vez con unos ‘jinetes’ que fueron capaces de aunar las fortalezas que exhibieron en jornadas distintas. El desempeño desacomplejado de Papafransi y Charly/RKC se sumó a la experiencia y a la certidumbre de Pablo98.

Con esta victoria, Movistar Riders se coloca en el podio de la tabla, solo superado por Arctic Gaming y por el sorprendente líder, Team QLASH. Los italianos repitieron la gesta. Primero pasaron por encima de Vodafone Giants y esta vez resquebrajaron a toda una ‘armada’. Nada pudo hacer ASUS ROG Army ante una actuación impoluta de Dilaw, Mattia y, esta vez sí, iSlaw. Hasta esta jornada, los rostros nuevos habían sido el sostén del equipo, pero el experimentado jugador galo se desempolvó y evidenció el porqué de su brillante trayectoria.

Sin embargo, pese a que los dos líderes saborearon la derrota por primera vez, la sorpresa de la tarde se vivió en los recovecos de la clasificación. En los últimos puestos. GA Esports y MAD Lions E.C. se disputaban dejar de ser el farolillo rojo de la liga y añadir la primera victoria a un bagaje cargado de derrotas. Pese a que los actuales campeones de La Copa gozaban de la condición de favoritos, no fueron capaces de apartarse del sendero de las decepciones y sumaron otra más. Un pleno de derrotas que casi nadie habría augurado en los prolegómenos de la competición. xCalpe -sublime una vez más- y Derp Light fueron los encargados de certificar el fracaso de los ‘leones’, que utilizaron cuatro jugadores distintos para un mismo resultado.

Unos, de lo más alto al medio de la tabla. Otros, tratan de escapar de las profundidades. Y unos últimos ahora abanderan el rumbo de la liga. Los puestos en la Superliga Orange fluctúan con una enorme facilidad. Rara vez algo queda decidido a estas alturas, pero parece que si todo sigue así tampoco estará decidido cuando resten los últimos detalles por definirse. Estén atentos y, si me permiten una recomendación, absténganse de pronósticos.