MAD Lions E.C. y Vodafone Giants, en la gran final de Gamergy

 Víctor Ayora,

Tras las emociones fuertes vividas en las semifinales de la Superliga Orange de Call of Duty, llegaba el plato fuerte de la competición, como si hasta el momento no hubiera ocurrido nada, claro. A estas alturas ya contábamos con un equipo eliminado. ¡Y menudo equipo! El gran favorito ya estaba camino a casa tras perder contra MAD Lions E.C. y Vodafone Giants.

Un rayo de luz iluminaba en IFEMA al resto de equipos. El favorito, el que lo iba a ganar todo, estaba fuera. La puerta a la victoria estaba abierta de par en par. Primero se jugó la semifinal de winners. Allí habían llegado los leones madrileños y Movistar Riders, con sede también en la capital española. Confiados y con muchas posibilidades de victoria encaraban el camino directo a la gran final.

Los jinetes fueron los primeros en dar el golpe en la mesa. Un Punto Caliente igualado acabó cayendo en su botín. Fue en Saint Marie du Mont y los leones no pudieron culminar una buena racha final que le acercó en el marcador. Sammy lo evitó con una gran jugada.

Tras el 1-0, los dos equipos cogieron el transporte para llegar al bosque de Ardennes. De nuevo la igualdad fue la constante en el mapa. Las fuerzas estaban muy igualadas, pero parecían favorecer mínimamente a los chicos de Matadero. Con esa pequeña ventaja pusieron un complicado 2-0 para los leones. Aunque ambos equipos jugaban con la tranquilidad, si se puede decir de esta manera, de contar con la opción de caer al loser bracket.

En este punto los leones se conjuraron y decidieron no tirar el partido. Metieron una marcha más en el encuentro. El conductor fue InvenCrazyMan, cuyas exquisitas maniobras en el gatillo fundieron los plomos de sus rivales. Llegaron a ganar 6-0, aunque Riders quiso decorar el marcador en los últimos minutos del Tomar la Bandera de London Docks. Maquillaje para el 7-2 final.

La revolución felina continuó en el cuarto escenario. No nos movimos de Londres, pero sí, obviamente de modo de juego. Volvimos al Punto Caliente. MAD Lions comenzó las primeras rotaciones sumando puntos en las diferentes localizaciones activadas. Llegó a tener hasta 70 puntos de ventaja, pero no duró. Riders no moría a pesar de ello y logró remontar al llegar a los 155 puntos. De nuevo llegó la igualdad y los vaivenes en el electrónico. Hasta que los leones volvieron a alcanzar un buen colchón de puntos a su favor. Sin embargo, llegó el momento Sammy al partido. Con los leones tan solo a un punto de la victoria, el jinete sacó el manual de estilo para concatenar bajas y evitar como pudo que lograran ese segundo que faltaba. No fue suficiente al final, pero desde luego quedará como una de las jugadas de Gamergy. Una vez más, quinto mapa.

Nadie va a poder dudar de que hemos vivido una de las mejores Gamergy de la historia. Sobre todo en Call of Duty. Este juego siempre da espectáculo. Para finalizar el mapa y decidir el primer finalista nos trasladábamos a Valkyrie. Riders colocó los dos primeros mapas a su favor, aunque los leones respondieron al reto con auténtica fantasía. No solo remontaron para ponerse por delante, sino que además lograron un nuevo reverse-sweep en esta Gamergy y con ello clasificarse para la gran final. Serían mayores en mayo, cuando empezó la Superliga, pero estos viejos ya están muy cerca de levantar el trofeo.

 

Final de perdedores

Con los leones en la gran final, era el turno de conocer su rival. Movistar Riders caía tras perder con ellos en la final de losers y en frente se encontraba, de nuevo, Vodafone Giants. Con este segundo enfrentamiento entre los dos equipos, el primero fue para los jinetes, se iba a dilucidar el rival de MAD Lions.

Trasladándonos de nuevo al primer choque entre Riders y Giants, las posibilidades de victoria estaban más del lado madrileño, pero no hay que olvidar que los gigantes vienen con la dosis de moral de vencer a los grandes favoritos de Gamergy, Team Heretics. El primer mapa se disputó en Sainte Marie du Mont. El disco sonaba muy similar al de los últimos partidos. La igualdad no había desaparecido. Giants dominó casi todo el tiempo en el Punto Caliente. Salvo al final. Riders logró remontar con una racha de 8 muertes de PuNi y una jugada también formidable de Sammy.

USS Texas hospedó el siguiente Buscar y Destruir. Giants protagonizó una nueva constante en Gamergy, ponerse por delante en un mapa para luego acabar derrotado, o al menos con el rival dándole la vuelta al marcador. Aunque le dio un nuevo final: Riders solo remontó hasta el 3-3. No dio tiempo a hacer más. De nuevo con grandes jugadas de Puni y Sammy. En el lado contrario el británico Braaain y TojoR estaban muy enchufados. No querían que el guion del capítulo fuera el mismo. El cariño de una madre lo es todo, y el gigante balear bien lo sabe. Lgend, que no estaba haciendo su mejor mapa, dio el último punto, desactivando una bomba con un rival a punto de acabar con él. 6-3 al final del ByD.

Vodafone Giants siguió con el buen ritmo en el tercer mapa. El Tomar la Bandera en Ardennes permite colocar banderas más o menos fáciles en el lado favorable y lo quiso aprovechar el equipo de Málaga. Robaron dos banderas en apenas unos segundos de mapa. Llegaron al descanso con 3-0 y un par de débiles intentos de Riders. Tras el cambio de lado, los jinetes no pudieron replicar el inicio de Giants. La defensa fue tan espectacular que apenas dejó a los jugadores contrarios acercarse a la base. A falta de menos de un minuto, Yako puso la rúbrica definitiva. Se adelantaba su equipo 2 mapas a 1.

La derrota en el mapa anterior no fue bien digerida por los chicos de Riders. Mentalmente fue una losa en el inicio del Punto Caliente en Gibraltar. Muy lejos de su nivel, TojoR y Lgend no tuvieron piedad. Los dos veteranos jugadores de Giants ya pensaban en una nueva final y desataron su mejor juego. El capi decidió ponerse su mejor traje y llevó a los gigantes al partido por el título. Vodafone Giants se enfrentará a MAD Lions en la gran final de Gamergy en este verano de 2018.